Avanza construcción del Centro de Evaluación

Avanza construcción del Centro de Evaluación y Control de Confianza en Querétaro

La Comisión Estatal de Infraestructura (CEI) informó que la construcción del Centro de Evaluación y Control de Confianza del Estado registra un avance de 60 por ciento en su desarrollo.

El Centro de Evaluación tendrá como objetivo apoyar a las instituciones de Seguridad Pública y de Procuración de Justicia en la aplicación de evaluaciones para los procesos de selección de sus aspirantes y servidores públicos al valorarlos integralmente.

Los trabajos constan de un edificio de seis niveles, en el cual se albergarán áreas como supervisión, pruebas psicológicas, investigación de antecedentes, poligrafía, transparencia, monitoreo, así como consultorios médicos, laboratorios, recursos humanos, archivo general, almacén y recepción; con una inversión aproximada de 59 millones de pesos.

Esta obra se construye en colaboración con la Secretaría de Gobierno, a fin de generar sinergia para desarrollar infraestructura que permita impulsar los estándares de calidad en el personal.

El Centro de Evaluación y Control de Confianza, es un órgano desconcentrado de la Procuraduría General de la República.

Se rige bajo los principios de certeza, legalidad, objetividad, imparcialidad, eficiencia, eficacia, profesionalismo, honradez, lealtad con la finalidad de fortalecer la procuración de justicia.

Tiene a su cargo la aplicación, calificación y valoración de los procesos de evaluación de control de confianza, del desempeño y competencias profesionales que se aplican para el ingreso y permanencia de los servidores públicos; dichas evaluaciones se aplican bajo la normatividad del Centro Nacional de Certificación y Acreditación, la Ley Orgánica de la PGR y su reglamento.

Evaluación de Control de Confianza; consta de 5 exámenes:

Entorno social y situación patrimonial: se verifica la congruencia en la información proporcionada y la documentación presentada, con el fin de analizar si el entorno en el cual se desarrolla el servidor público se apega a los principios que rigen a la institución.

Psicológico: busca conocer e identificar las características de personalidad, inteligencia y habilidades generales del personal evaluado.

Poligráfico: a través de reacciones psicofisiológicas se detecta si el evaluado se conduce con veracidad en la información que proporciona y su conducta se rige por los principios constitucionales y legales del servicio público.

Médico: se aplica para conocer el estado general de salud, detectar alguna enfermedad o padecimiento.

Toxicológico: Determina si el servidor público ha ingerido o ingiere sustancias psicotrópicas, estupefacientes u otras que produzcan efectos similares.

​​

Evaluación de Competencias: determina si los servidores públicos cuentan con los conocimientos, habilidades, destrezas y aptitudes, necesarias para realizar una función en específico.

Evaluación del Desempeño: analiza la actitud y comportamiento en el ejercicio de las funciones realizadas por los servidores públicos, a fin de identificar aquellos factores que inciden en su desarrollo profesional y así establecer programas y acciones para mejorar su desempeño. Se aplica anualmente al personal activo, que cuente, por lo menos, con seis meses cumplidos laborando en la institución.

​​​La certificación tiene una vigencia de tres años y se expedirá al concluir los procesos de evaluación y control de confianza, del desempeño y de competencias profesionales, y tendrá por objeto acreditar que la persona evaluada es aprobada para ingresar o permanecer en la Procuraduría y que cuenta con los conocimientos, perfil, habilidades y aptitudes necesarias para el desempeño de su cargo.

Deja una respuesta